Los mejores puestos 10 de la historia de Brasil

Conoce a los puestos 10 brasileños que marcaron un antes y un después en la historia del fútbol

0
398
Ronaldinho & Rivaldo

Para nadie es un secreto que Brasil es una fábrica de enganches o puestos 10 en el fútbol, un número que la mayoría de los chicos sueñan con llevar algún día en el profesional. En la historia del fútbol hemos visto a grandes jugadores llevar el dorsal 10 en sus respectivas selecciones o clubes: Pelé, Maradona, Messi, Neymar, Zidane, Platini, Totti, Del Piero, entre otros.

La gran mayoría de ellos brillaron en todos los ámbitos del fútbol mundial. Sin embargo, los jugadores brasileños tienen algo especial, algo que los ubica un escalón por encima del resto: Jogo bonito (juego bonito).

Es por ello que hoy destacaremos a los mejores puestos 10 de la historia de Brasil.

Edson Arantes do Nascimento (Pelé)

Es imposible no comenzar con el mejor futbolista brasileño de la historia. Pelé no solo le dio a Brasil el estatus de la mejor selección del mundo, sino que le dio al dorsal 10 la jerarquía que hoy conocemos. Y no es que no hayan pasado grandes 10 en el mundo ante de Pelé, pero su juego revolucionó el fútbol como nunca en su época de jugador.

Con la selección de Brasil convirtió 96 en 111 partidos, algunos de esos goles fueron decisivos para ganar tres de las cinco Copas del Mundo que colecciona La Canarinha en sus vitrinas. Y ni hablar a nivel de clubes, lo ganó todo en Brasil, incluso la Copa Libertadores y la Copa Intercontinental.

⚽ A nivel de clubes, Pelé anotó 680 goles en partidos oficiales con el Santos y Cosmos N. Y.

Arthur Antunes Coimbra (Zico)

Zico o El Pelé blanco, como muchos lo conocían, fue uno de los mayores exponentes de la dorsal 10. Sus dotes para el pase, el regate, los lanzamientos de falta y la finalización de las jugadas lo convirtieron uno de los mejores futbolistas de la historia.

Jugaba como mediapunta, aunque en ocasiones ejercería como mediocampista e incluso como delantero. Para muchos, Zico fue la máxima referencia de su generación. Y cómo no serlo, si anotó 524 entres clubes y la selección.

Ronaldo de Assis Moreira (Ronaldinho)

Cómo olvidar a Ronaldinho, si él le recordó al mundo nuevamente la magia del número 10 en una cancha de fútbol. Su sonrisa, técnica, habilidad y calidad a la hora de controlar el balón, la precisión en sus pases y tiros libres, así como sus regates fueron colirios para los ojos de los miles de aficionados que tuvieron la oportunidad de verlo jugar.

Su mejor época la vivió en el Barcelona, donde hasta se dio el lujo de sacar aplausos del Santiago Bernabéu, tras anotarle dos goles al Real Madrid en un partido de Liga de la temporada 2005-2006.

En total, Ronaldinho anotó 266 goles a nivel de clubes y 53 con la selección, a quien condujo a la victoria en la Copa del Mundo 2002.

➡️ Manuel Francisco dos Santos, conocido como Garrincha y considerado el mejor regateador de la historia del fútbol, utilizó la dorsal 10 por un corto tiempo en el Mundial Chile 1962, debido a la lesión de Pelé. Al final, Brasil ganó el torneo con una espectacular actuación de él.

Vítor Borba Ferreira Gomes (Rivaldo)

Sin duda, Rivaldo es uno de los mejores puestos 10 de la historia de Brasil. Tenía una zurda mágica, además de una técnica exquisita, gran habilidad en el regate, potente remate y una gran facilidad goleadora. Ganó todo a nivel individual y colectivo, tanto con sus clubes como con la selección. Pero sin duda, su mejor época la vivió con el Barcelona.

Fue parte de aquella selección de Brasil que ganó el Mundial Corea y Japón 2002, y presentó a una de las mejores colecciones de talento en la historia del fútbol: Ronaldo, Roberto Carlos, Kaká, Ronaldinho, Cafú, etc.

Neymar da Silva Santos Júnior

No podía faltar en nuestra lista Neymar Jr. Actualmente es quien lleva el dorsal 10 en la selección brasileña, y también en su club, el PSG. Con apenas 29 años, Neymar Jr. es el segundo máximo goleador de La Canarinha (64 goles en 103 partidos) y la principal referencia del balompié brasileño en la actualidad.

Su talento es inagotable, gracias a una técnica exquisita y una pegada como pocas en el fútbol actual. A nivel de clubes ya lo ha ganado todo, solo falta coronar sus logros con la Copa del Mundo para su país. ¿Lo logrará?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí