Rivalidades históricas. Clásicos de Argentina

0
266
boca y river

El fútbol en Argentina es el deporte predilecto de los espectadores. Argentina no se entiende sin fútbol y el país puede explicarse a través de éste y de sus grandes rivalidades.

Argentina es un nido de derbis y de clásicos que tienen microhistorias dignas de ser contadas.

Los clásicos enfrentan a los equipos más fuertes de un mismo país, una misma región e incluso una misma ciudad.

El blog de Marathonbet Latinoamérica sigue muy de cerca al fútbol argentino. Si ya estudiamos los mejores porteros de la historia del país, hoy vamos a analizar los grandes clásicos con los que cuentan.

A todos nos suena el Real Madrid – Barcelona – probablemente el mejor partido del mundo-, el Liverpool – Manchester United o incluso el Celtic FC – Rangers. ¿Pero sabías que Argentina cuenta con al menos 10 clásicos de alto voltaje repletos de historia?

Los mejores clásicos de Argentina

Podemos contar hasta más de 16 clásicos que se dan en el fútbol de Argentina, pero nos vamos a quedar con 10. Los clásicos argentinos con más rivalidad e historia.

Superclásico. Boca Juniors – River Plate

superclasico

Es el clásico por excelencia, una fecha que debes marcar al menos dos veces en el calendario de cada año. Estadios espectaculares, ambiente y rivalidad definen este clásico argentino. Es considerado uno de los mayores espectáculos del fútbol a nivel mundial. Ambos equipos son de Buenos Aires. 16 kilómetros separan el Monumental de la Bombonera. Todo espectador argentino, latinoamericano o europeo sueña con presenciar un superclásico al menos una vez en la vida.

Han jugado un total de 252 partidos, siendo el Boca el que lleva la ventaja de victorias (89), seis más que River (83), al igual que goles (327), por 308 de River Plate.

Si bien los Millonarios tienen más títulos nacionales que los Xeneize, Boca tiene un palmarés superior en Copa Libertadores: 6 títulos para Boca (que ha perdido sus últimas dos finales) por 4 de River.

En 2018 River y Boca fueron campeón y subcampeón, respectivamente.


El Clásico de Avellaneda. Independiente – Racing

Otro de los clásicos argentinos más aclamados. Dos equipos de la ciudad de Avellaneda con estadios separados por algo menos de 300 metros.

Pese a ser dos clubes de tanta importancia, solo se han enfrentado dos veces en competiciones internacionales. Fue en la Supercopa de 1992, que se llevó Racing a sus vitrinas.

Vídeo de la vista aérea de Avellaneda, donde se puede observar como a ambos estadios les separan apenas 300 metros.

Suman un total de 255 partidos. Las victorias del Independiente (83) superan a las del Racing (66) y han empatado en 74 ocasiones.

El máximo goleador del clásico de Avellaneda es Arsenico Erico del Indepentiente con 19 goles. En el bando contrario, tan solo suman 8 goles liderados por Llamil Simes.


Clásico Platense. Estudiantes – Gimnasia y Esgrima

También conocido como el Clásico de La Plata. En este clásico argentino se enfrentan dos de los equipos más importantes de la ciudad, en la provincia de Buenos Aires.

Enfrentamiento desigual históricamente. Pese a que Gimnasia y Esgrima (equipo entrenado por Diego Armando Maradona) le ha ganado 45 veces a sus vecinos, Estudiantes ha conseguido cinco campeonatos.

Suman un total de 161 partidos oficiales. Los goles de los Estudiantes superan a los de Gimnasia (123) en 47 goles y han empatado en 57 clásicos.


Clásico Rosarino. Newell´s Old Boys – Rosario Central

Esta vez nos situamos en la ciudad de Rosario, tercera ciudad más poblada de Argentina y que alberga uno de los clásicos argentinos más antiguos del país y de los más peligrosos. Las aficiones se hacen llamar la lepra y el Canalla. Se lleva disputando desde el año 1905, desde entonces se han llegado a enfrentar 268 veces.

El equipo con más clásicos rosarinos ganados es el Rosario (90), mientras que Newell´s cuenta con 75 victorias. El número de enfrentamientos que han acabado en empate es de 101 veces.

¿Sabías por qué se llama así la afición?

El Hospital Carrasco de Rosario invitó a los dos equipos a jugar un partido benéfico para combatir la lepra. Newell´s aceptó, pero Rosario declinó. A modo de burla, las aficiones contrarias llamaron leprosos a los de Newell´s por asistir y canallas a los de Rosario por denegar la invitación.


El Clásico Huracán vs San Lorenzo 

El clásico de barrio más grande del mundo. El tercero más importante del país entre los Quemeros y los Cuervos. Históricamente algo desigual, pues San Lorenzo es el cuarto club más laureado de Argentina, solo por detrás de River, Boca e Independiente de Avellaneda.

🛈 ¿Recordabas que el mito Alfredo Di Stefano jugó para Huracán antes de jugar en Colombia para Millonarios?

Desde que se disputó el primer partido en 1915 hasta la fecha suman un total de 210 partidos. Las victorias por San Lorenzo (90) superan a las del Huracán (60), por 56 empates.

Los últimos diez partidos del Huracán – San Lorenzo se han resuelto en tres empates, cuatro victorias de San Lorenzo como local y otra más como visitante. Tan sólo dos veces ha ganado Huracán.


Clásico del Sur. Lanús – Banfield

Su nombre se debe a que ambos clubes se encuentran en la conurbación sur bonaerense, a 15 km de la capital, tanto Banfield como Lanús. Eran equipos pequeños, pero a partir de los años 90 los equipos crecieron y el derbi fue ganando en rivalidad. Previamente, ambas aficiones podían considerarse amigas.


Menciones especiales. Más clásicos y derbis argentinos

Hemos hecho un repaso de los clásicos argentinos más importantes en cuanto a rivalidad e historia, pero no podemos olvidarnos de otros clásicos que fueron y siguen siendo claves para entender el fútbol argentino.

  • El Clásico de Santa Fe o Santafesino disputado por el Colón y Unión. Una curiosidad: tal es la pasión por ambos equipos que en Santa Fe la gente es de Unión o de Colón, no de Boca o de River.
  • El tercer clásico más antiguo del país es el clásico Cordones de Belgrano y Talleres. Estos clubes se enfrentan desde el 1914 y suman ya más partidos que el Superclásico, con un historial de 393 encuentros.
  • Una particular historia tiene el Clásico de Villa Crespo de Atlanta y Chacarita Juniors. En los años 30 ambos estadios se encontraban en la misma calle, hasta que en 1944 Chacarita Juniors cambió de barrio a Villa Maipú.
  • Y por último y no menos importante el clásico Quilmeño de Argentino de Quilmes y Quilmes. Actualmente ambos equipos juegan en distintas categorías, Quilmes juega en segunda división mientras que el Argentino de Quilmes en tercera.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí